Metheny Mehldau
Nonesuch | Sept 8, 2006

La primera de dos colaboraciones conjuntas entre dos de los más representativos musicos de la era post-bop, una cuna en común pero con un desarrollo bien diferenciado entre ambos. No pueden ser más diferentes en lo musical, Pat con un record increíble al frente de una de las bandas eléctricas más impresionantes del movimiento, el disuelto Pat Metheny Group, y Mehldau con avales igual de impresionantes al frente de su trio con una propuesta acústica sublime, ambos mamando de las mismas fuentes: la música clásica, el pop, los ritmos brasileños… «Bebemos de las mismas aguas…» dijo Mehldau, «somos parte de la misma tribu…», agregó Pat.

Mehldau era un niñito de seis años cuando Pat de 22 asombraba al mundo con la publicación de Bright Size Life (ECM | 1976), el tiempo fue labrando el talento de ambos forjando lentamente el de uno y consolidando y agigantando el del otro. La única distancia que hoy los separa es la diferencia de edad, ni siquiera la perspectiva musical es diferente aunque suene diferente, es que bebieron de las mismas aguas, son parte de la misma tribu y como dos hermanos que mamaron de la misma teta, al crecer buscan destinos diferentes pero sin olvidar sus orígenes…

Mehldau confesó que cuando un amigo le hizo escuchar Are You Going With Me, la versión en vivo del álbum Travels que el PMG grabara en una gira local en 1982, fué el momento que cambió su vida, tenía trece años. Muchos de nosotros también descubrimos a Pat con ese disco y ese tema en particular. Poco tiempo después otro fenomenal disco, As Falls Wichita, So Falls Wichita Falls (ECM, 1981) con Lyle Mays, convencieron definitivamente a Brad, «yo quiero hacer eso…«, diría tal vez como una vez lo hizo el Duende Michel Petrucciani a los cinco años al ver a Duke Ellington tocar en la tele. Pat sucumbió del mismo modo a la música de Brad cuando lo escucho tocar en Chill , un tema de Moodswing (Warner Bros | 1994), álbum del saxofonista Joshua Redman, desde entonces el mutuo respeto y admiración los ha conectado definitivamente.

«He seguido de cerca la carrera de Brad, ya que se ha convertido en el músico de jazz más joven de su generación, de alguna manera siempre parecía que haríamos algo juntos. Desde la primera nota de la primera toma de la primera melodía que tocamos, los dos podíamos tocar a tope», dijo Pat.

Mehldau acuerda: «Cuando haces un proyecto de colaboración con alguien, una cosa que esperas es que ninguno de los dos tenga que ajustarse demasiado radicalmente para que la otra persona se sienta cómoda. En esta situación con Pat, fue todo lo contrario. Tener la oportunidad de hacer música con Pat Metheny ha sido un sueño hecho realidad para mí. Pat es uno de los músicos que me hizo querer tocar jazz desde temprana edad».

«La aparición de Brad en la escena fue muy significativa para mí porque reconocí inmediatamente muchos de los ideales que yo mismo aspiro para mi y pude expresarlos de una manera increíblemente refrescante… Brad encarna la búsqueda de tomar ideas y dejar que florezcan de manera realmente extendida», devuelve Pat.

Y agrega en cuanto a lo producido por ambos en éste álbum: «Para mí, todo se reduce a ser menos acerca de los instrumentos y más acerca de la calidad de la escucha. Y como subtexto, la idea de abordar las cosas con un sentido de orquestación, que de alguna manera creo que tanto Brad como yo lo hacemos de forma casi natural.»

Pat tiene palabras muy elogiosas para con Mehldau que él agradece y replica, la sorpresa del guitarrista radica en la notable diferencia que advierte entre Mehldau y Lyle Mays, su antigüo camarada con quien ha hecho una carrera alucinante, pero que con Brad se ha visto en la posición de adoptar un enfoque diferente. Cada uno desde su universo musical ha propiciado el desarrollo de aquel jovencito prodigio a la leyenda actual…

DESCARGAS: VBR MP3 || M3U || TORRENT || FLAC


Deja un comentario